//
Estás leyendo..
LIDERAZGO EMOCIONAL

Los liderazgos disonantes


Hace ya unas entradas comentaba el caso de una conocida mía a la que su superior les había impuesto una serie de compañeros nuevos, sin tener en cuenta las emociones que esto generaría en la plantilla ya existente.

Podemos decir que este es un caso de líder totalmente desconectado emocionalmente de lo que pasa con los colaboradores de su empresa. Un caso de liderazgo poco empático y que había transmitido en consecuencia emociones negativas.

Según Daniel Goleman, existen, sin embargo, distintos casos de liderazgo disonante.

 

Imagen con Licencia CC atribuída a Wrote

 

Podemos hablar de un caso extremo, cuando el líder abiertamente o no,  grita y humilla a sus subordinados, o simplemente los manipula.  Personas que desconocen lo destructivos que pueden llegar a ser y que su actitud genera una atmosfera laboral de profunda insatisfacción.

¿Quien quiere trabajar con un “tirano”?

También nos podemos encontrar con liderazgos disonantes más sutiles.

Uno de estos casos se da en líderes que se sirven del encanto personal, de la superficialidad, del carisma, para en el fondo engañar y manipular a sus colaboradores.

Se trata de líderes que no sostienen los valores que afirman profesar y que carecen de empatía.

Cuando los seguidores de este tipo de líderes se dan cuenta de su “falsa honestidad” la relación acaba por decantarse hacia el cinismo y la desconfianza. Es decir, despierta una resonancia negativa o disonancia y dejan tras de si un rastro de desmotivación, apatía y enfado..

¿Quien quiere trabajar con un “cínico”?

También, describe Goleman, que existen los líderes emocionalmente desorientados, lo cual no deja de ser otro caso de disonancia emocional.  Este tipo de líderes pretenden resonar en un registro emocionalmente positivo, sin tener en cuenta de que sus subordinados están atrapados en algún tipo de emoción negativa. El mensaje optimista de estos líderes no resuena absolutamente a ninguno de sus colaboradores.

¿Quien quiere trabajar con un “despistado”?

En definitiva, el aspecto emocional del liderazgo es un gran factor a tener en cuenta dentro de las cualidades que se suponen a un líder. Los líderes emocionalmente inteligentes alientan la resonancia sintonizando con los sentimientos propios y ajenos y los encauzan hacia la dirección adecuada.

La pregunta sería, ahora tienes una pincelada más sobre las competencias emocionales que tiene un buen líder ¿Que tipo de liderazgo observas en ti mismo?

 

 

 

Anuncios

Comentarios

Trackbacks/Pingbacks

  1. Pingback: Tweets that mention Los liderazgos disonantes « Aprendiendo a Aprender -- Topsy.com - 27 octubre, 2010

¿Qué quieres comentar?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

ENTRADAS ANTERIORES

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 1.057 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: